¿Cuáles son los 8 tipos más comunes de ciberataques? 

¿Cuáles son los 8 tipos más comunes de ciberataques?  post image

A medida que evoluciona la tecnología informática y de la nube, también lo hacen las destrezas y las habilidades de los ciberdelincuentes, dando lugar a un mayor número de ciberataques. Las nuevas medidas de seguridad sólo siguen siendo sofisticadas durante un tiempo limitado: los hackers trabajan incansablemente para infiltrarse en los sistemas y encontrar nuevas formas de acceder a tus datos protegidos, provocando un aumento de las amenazas informáticas.

Los ciberataques no sólo provocan la pérdida y corrupción de datos, sino que también causan tiempos de inactividad y obligan a invertir tiempo y recursos en reemplazar los datos perdidos. Por no hablar del enorme impacto que un ciberataque importante tiene en la reputación de tu empresa. Dado lo mucho que está en juego, querrás evitar los ciberataques a toda costa. 

Para ayudarte a hacerlo, hemos elaborado esta lista de los 8 tipos de ciberataques más comunes que debes conocer. Si los conoces y eres capaz de reconocerlos, podrás proteger tu empresa contra ellos. 

¿Qué es una ciberamenaza?

El término «ciberamenaza» se refiere a los posibles riesgos de seguridad identificados en la red o en el sistema de tu empresa. Esto incluye puntos débiles en tu infraestructura de ciberseguridad, la posibilidad de pérdida de datos por negligencia humana o la corrupción de datos como resultado de un desastre natural. También puede referirse a puntos débiles de tu sistema en los que podrían infiltrarse piratas informáticos para realizar un ciberataque.  

Llevar a cabo una prueba de penetración o pentesting, así como otras medidas de seguridad son vitales para descubrir cualquier ciberamenaza que pueda estar presente actualmente en tu red. Una vez identificadas, puedes esforzarte por resolver estas debilidades. Esto mitigará el riesgo de que tu empresa sea víctima de un ciberataque. 

Así, una «ciberamenaza» describe los riesgos para tu sistema, mientras que un «ataque» describe las acciones deliberadas de los ciberdelincuentes para infiltrarse en tu sistema, robar tus datos, destruir tus activos, etc.  

8 tipos comunes de ciberataques que debes conocer 

Para ayudarte a identificar posibles ciberamenazas en tu red informática, a continuación, te presentamos los 8 tipos más comunes de ciberataques que tanto tu como tus empleados deben conocer: 

Phishing  

El phishing es un intento de robar datos e infiltrarse en los sistemas a través de correos electrónicos fraudulentos. Normalmente, el remitente de estos correos electrónicos se hace pasar por un compañero de trabajo, un cliente o un alto cargo de una empresa y construye el texto diseñado para engañar al destinatario para que revele datos confidenciales. Aunque normalmente se realiza a través del correo electrónico, el phishing también suele llevarse a cabo en las redes sociales y a través de mensajes de texto y llamadas telefónicas. 

El objetivo final del phishing no siempre es conseguir que el destinatario revele datos, sino a veces que descargue un enlace malicioso. Una vez descargado, el remitente puede infiltrarse en el sistema informático del destinatario a través del enlace. 

Los antivirus, cortafuegos y otros programas de seguridad deberían proteger a tus empleados contra el phishing. Sin embargo, también es importante educar a tus empleados sobre lo que deben tener en cuenta. 

Malware  

Un phisher puede infiltrarse en tu sistema informático a través del malware. Esto describe cualquier software diseñado con fines maliciosos, como infectar ordenadores con virus. El malware puede tener varias fuentes, como correos electrónicos, aplicaciones y archivos adjuntos. Están diseñados para descargarse en los sistemas informáticos sin obtener permiso. 

Una vez que el malware se ha instalado en un ordenador, puede causar todo tipo de daños a la infraestructura de tu empresa. Esto incluye el bloqueo del acceso a los datos, la obtención de información confidencial, el cifrado de archivos, la replicación de datos y, en general, la inutilización de tu sistema de red. 

El riesgo de malware puede mitigarse instalando software antimalware. También es vital que mantengas todo tu software y sistemas de seguridad actualizados para evitarlo.  

Ransomware 

El ransomware es un tipo de malware que supone un riesgo mucho mayor para el sistema informático de tu empresa. Este software malicioso no sólo se infiltra en tu sistema, sino que el autor también exigirá el pago de un rescate. Hasta que se efectúe este pago, el hacker trabajará para cifrar tus datos e imposibilitar el funcionamiento de tus procesos empresariales. 

Los ataques de ransomware son responsables de gran parte del tiempo de inactividad de las empresas británicas. El Informe de Tendencias de Ciberseguridad del 2023 afirmó que el 65% de las empresas experimentaron más de 6 días de inactividad. 

A menos que tuvieras un sofisticado plan de copia de seguridad de datos, no tendrías más remedio que pagar el rescate para que tu empresa volviera a funcionar. 

Así que, además de invertir en un software antimalware fiable, es vital que tenga una copia de seguridad de sus datos en caso de ataque de ransomware. 

Ataques de denegación de servicio 

Un ataque de denegación de servicio (DoS) se refiere a cualquier intento de inutilizar un dispositivo, servidor o sitio web interrumpiendo y saturando tus funciones normales. Lo más habitual es que un hacker inunde un dispositivo o sitio web con una cantidad de tráfico inusualmente grande, con el objetivo final de agotar el ancho de banda y los recursos de la empresa. 

Con ello se pretende impedir las funciones normales de tu empresa. Cuando se ha llevado a cabo con éxito un ataque DoS, el sitio o servidor se bloquea y los visitantes legítimos del sitio no pueden completar la acción prevista. 

También se producen ataques DDoS (Denegación de Servicio Distribuida) que implican múltiples ataques y causan la máxima interrupción. A menudo, estos ataques van acompañados de un rescate que hay que pagar. 

Para frenar los ciberataques DoS, debes de invertir en una infraestructura escalable que pueda gestionar grandes cantidades de tráfico. También debes de asegurarte de que tu servidor está equipado para hacer frente a un aumento repentino de visitantes. 

Inyección SQL (lenguaje de consulta estructurado) 

Si su servidor utiliza SQL, un ciberdelincuente podría inyectar código malicioso en el campo de entrada. Esta codificación está estructurada para revelar datos confidenciales que no se pretendía mostrar. Normalmente, esto incluye información privada de clientes o empleados. 

En el peor de los casos, el pirata informático puede aprovechar esta inyección para obtener plenos derechos de administrador de tu base de datos. Una vez obtenido esto, el hacker puede copiar, corromper o borrar totalmente los datos encontrados. 

Principalmente, las inyecciones SQL se llevan a cabo para realizar robos de identidad, pero también se hacen para cambiar saldos, anular transacciones y causar otros problemas de repudio. 

Para evitar este tipo de ataques, asegúrate de que los permisos de tus datos están correctamente configurados y cree procedimientos almacenados y consultas parametrizadas. 

Ataques de escucha 

Este tipo de ciberataques se producen cuando un hacker se infiltra en la plataforma de comunicación de tu empresa. Una vez dentro, pueden analizar y copiar los mensajes privados que se envían a través del sistema. No sólo eso, sino que los atacantes pueden modificar e incluso borrar los datos que se transmiten entre los dos dispositivos. 

Aunque tu sofisticada configuración de ciberseguridad debería evitar este tipo de ataque, tu o uno de tus empleados pueden ser víctimas de él al utilizar una red no segura, es decir, una conexión Wi-Fi pública

Por tanto, sea consciente de los procesos empresariales que lleva a cabo públicamente e informe a sus empleados sobre los peligros de las Wi-Fi públicas. O, si sus empleados se ven obligados a utilizar una red no soportada para transferir datos, haga obligatoria una VPN. 

Ataques con contraseña   

Existen varios niveles de ataques a las contraseñas, que van desde los simples intentos de adivinarlas hasta el uso de herramientas sofisticadas que aplican cálculos sistemáticos para acabar descifrando tu contraseña. 

Otros tipos de ataques a las contraseñas son: 

  • Ingeniería social – Aprovechando el poder de los correos electrónicos de phishing, los hackers pueden a veces convencer a los empleados para que revelen la información de sus contraseñas.
  • Ataque con registrador de pulsaciones de teclas: consiste en instalar en el ordenador del objetivo un software malicioso con funciones de registrador de pulsaciones de teclas. Este software registra las pulsaciones del teclado a medida que se introducen en el ordenador. Así, cuando el empleado teclea su contraseña, el keylogger registra la secuencia y se la comunica al hacker. 

Para evitar los ataques con contraseña, debes generar todas las contraseñas en nombre de tus empleados. Estas contraseñas deben consistir en una secuencia complicada de números, letras y símbolos. Además, debe actualizarlas periódicamente. 

Amenazas internas 

Por último, es vital que protejas a tu empresa de las amenazas internas a la ciberseguridad. Mientras tú estás ocupado mitigando los ataques externos, un empleado actual o antiguo podría estar editando, copiando y compartiendo los datos confidenciales de tu empresa con fuentes externas. Aunque parte de esta actividad puede realizarse de forma malintencionada, muchas de las amenazas internas pueden ser el resultado de un descuido. 

Para controlar las amenazas internas, debes de aplicar las normas de protección de datos, así como una política de acceso de terceros. También deberías eliminar periódicamente el acceso a las aplicaciones de los antiguos empleados. Otra buena idea sería cambiar las contraseñas de la información sensible tan pronto como un empleado se marche. 

Cómo puede ayudarte YourShortlist 

YourShortlist puede proporcionarte la asistencia que necesitas para mejorar tu ciberseguridad. Cada día sale al mercado nuevos software de seguridad, pero no todos podrán satisfacer las necesidades de tu empresa.   

Somos expertos en adquisición de software y podemos analizar tus necesidades para ofrecerte herramientas y soluciones que resuelvan tus puntos débiles en materia de seguridad. 

Reserva una cita con nosotros hoy mismo para que podamos empezar a elaborar tu lista de proveedores de software de ciberseguridad.